Funcionamiento de la impresora laser

Funcionamiento de la impresora laser

Las impresoras láser realizan la impresión gracias a —como su propio nombre indica— el uso de un láser.

En primer lugar la impresora recibe el texto o imagen desde el ordenador, teléfono móvil o dispositivo que sea y la guarda en una memoria interna (o buffer) de donde irá obteniendo la información según la vaya necesitando. Una vez la impresora dispone de esta información se carga un cilindro o tambor fotoconductor con electricidad estática. Esta estática será la encargada de atraer posteriormente la “tinta” con la que se realizarán las impresiones.

Es en este momento cuando entra en juego el láser que les da nombre. Un haz irá incidiendo en el tambor fotoconductor en aquellos lugares que no habrán de ser pigmentados. El láser desionizará las zonas donde no habrá tinta, de tal manera que ya no existirá carga eléctrica que atraiga a la “tinta”. Y decimos “tinta” con comillas, ya que en realidad el pigmento utilizado en las impresiones láser es en realidad un polvillo cargado electromagnéticamente —con carga de sentido contrario a la que posee el cilindro— y que se guarda en el tóner de la impresora.

Una vez se han marcado con electricidad estática las zonas a imprimir, un rodillo comienza a pasar el papel por el tambor transfiriendo la carga electromagnética a este. Es en este momento cuando el polvo del tóner pasará a la hoja de papel, quedando fijado a la misma mediante calor y presión.

https://tonerdepotrd.com/

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *